jueves, 23 de abril de 2009

100 entradas 100 favor de no llegar tarde

Uhm... este es mi post #100, quería que fuera especial o tan siquiera hacer el clásico conteo de 100 cosas que, pero como que últimamente no se me ha dado eso del tiempo y mi creatividad está en cero.

En lugar de eso voy a rantear sobre algo que me tiene superenpu****sima: la impuntualidad.

Los mexicanos tenemos un acuerdo tácito de llegar media hora o una hora después de lo fijado, es común oír “nos vemos a las nueve que son las nueve y media” ¿Por qué no fijar entonces la hora en 9:30 y llegar a esa hora específica? No podemos, somos incapaces de llegar puntualmente, necesitamos ese colchón de tiempo, es ridículo. Llegamos tarde porque somos flojos y mal organizados, no sabemos prever, nuestra impuntualidad manda un mensaje escondido 'no importamos'. Si la cita es para una entrevista de trabajo, un evento ‘importante’, entonces sí llegamos temprano, pero cuando es con los amigos, la familia, los subordinados nos tomamos nuestra media hora curiosamente llamada de 'importancia'. Aquel que desconoce las reglas y llega temprano pronto se harta de tener que esperar siempre y comienza a llegar tarde también “¿para que llegar temprano? Total, si ellos también van a llegar tarde”

Pinche gente que llega tarde, pero no podrán conmigo.

3 cabezitas más:

vktest dijo...

mmm a mi me caga eso, siempre trato de llegar lo mas puntual que se puede a veces llego antes de la hora, pero pues hay gente que no mas no se les da

..::Letrushka::.. dijo...

Por ahí dicen que llegar temprano también es ser impuntual, la puntualidad radica en llegar en el momento exacto. Pero definitivamente es mejor llegar antes o anticipar cualquier posible eventualidad en el camino y salir 10 o 5 min antes de lo que suponemos nos llevará llegar a determinado lugar.
FCA es lugar en dónde se nos entrena a llegar tarde, todos sabemos que el maestro llega a al cuarto o a la media y la verdad a mi me choca el desfile de alumnos cuando el maestro ya entró. Si hay una acuerdo previo con el maestro está bien, pero que no chingen hay gente que llega hasta una hora tarde, ¡una hora! se pueden hacer muuuuchas cosas en una hora, mas que tan sólo esperar. ODIO esperar

Silver dijo...

UUmmm...uno de tantos males del mexicano, honestamente soy un apasionado de la puntualidad y siempre procuro llegar unos minutos antes a cualquier lucar/cita etc.

Lamentablemente no toda la gente tiene presente esto y les vale gorro llegar hasta una hora despues a donde sea.

Publicar un comentario